España. Otras 4 carreteras ya no tienen peajes y ahora son gratuitas.

Fue en 2018 cuando el actual gobierno español, encabezado por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, anunció su intención de liberalizar todas las autopistas de peaje cuyas concesiones privadas no habían sido renovadas.

Ese mismo año, el 1 de diciembre, se levantó la Autopista del Norte, la AP-1, vía los peajes del tramo Burgos y Armiñón -unos 84 km-. Hasta entonces, la concesión privada de Itínere, al no haber sido renovada, convertiría a la AP-1 en la primera autopista española en dejar la gestión privada a la gestión pública.

Desde entonces, varias autopistas de peaje se han vuelto públicas y gratuitas. Solo este año se han añadido 640 km, incluidas las cuatro carreteras que, hasta la fecha, el 1 de septiembre, tampoco son facturables. En total, desde el inicio de este proceso, 1.029 km de autopistas ya no tienen peaje.

VER TAMBIÉN: 520 millones de euros de “bazuca europea” para Portugal salen a las carreteras