Gran disparo de Cabecita Rodríguez por gol de Juan Escobar a los Tigres contra Cruz Azul

En el partido de ida de cuartos de final, Cruz Azul Llegó al estadio universitario con una nueva ilusión de romper la maldición de más de 20 años sin título. Al lugar, Tigres El club más exitoso de los últimos años, buscaba una nueva oportunidad para sumar su octava estrella.

La Máquina debe haber mantenido alejados a muchos fantasmas esta noche, como su valla del torneo caído, sus Liguillas malas del pasado y el juego perdido contra los grandes felinos en el torneo regular. Sin embargo, los estudiantes de Robert Dante Siboldi se habían preparado dos semanas para superar cualquier obstáculo.

Y así comenzó la primera mitad, con productores de cemento dominando el medio campo con una poderosa línea de cinco centrocampistas. El balón pasó por los calcetines azules, sin prestárselo a los locales.

Aun así, el primer partido que dio algo que decir no vino de futbolistas, sino de órgano de arbitraje. Silbido se abstuvo de señalar sanción a favor visitantes, tras una posible falta de Nahuel Guzmán sobre Orbelín Pineda.

Las redes del volcán tardaron 30 minutos en moverse. Después de un largo pasaje, Jonathan rodríguez Cogió el balón y cortó hacia el centro del campo. Se centró en Roberto Alvarado y asistió a Juan Escobar, que disparó a Guzmán (0-1).

El gol despertó al equipo de Ricardo “Tuca” Ferretti. En los últimos quince minutos del primer tiempo, los universitarios agarraron el balón, pero ninguno de sus ataques sirvió para marcar el primer lugar.

Sin embargo, la intensidad del conjunto regiomontano no se detuvo en el inicio de la segunda parte y se vio recompensada con el marcador en el empate. A 46 ′, Javier Aquino envió un centro largo y duro en la región, donde Guido Pizarro se impuso con un cabezazo para batir a Jesús Corona (1-1).

READ  La organización revela la vuelta rápida a bordo del F1 Miami GP

El ímpetu del gato siguió apareciendo con varias jugadas en la portería azul. Sin embargo, dejó su propia meta sin prepararse y los capitalistas aprovecharon la desconcentración vienen en las cajas.

Luis Romo, uno de los jugadores con más claridad de Cruz Azul, envió un látigo desde su parte del campo para la cabecita, que estaba en el borde del área. El máximo goleador del torneo llevado al centro y con una pequeña finta envió el balón a la parte trasera de la portería (2-1).

Los de la Sultana del Norte continuaron bajo presión en el campo de los de México. Tuvieron que reducir la ventaja, ya que la pendiente del segundo tramo en la capital del país sería compleja.

Pero el colmillo azul no dejó ni un centímetro para un juego claro para los Tigres. Asimismo, la ofensiva celestial esperó el momento de finalizar el partido y partir frente a una de las canchas más complicadas del fútbol mexicano.

El momento llegó en el minuto 70 de la mano de Orbelín Pineda. El centrocampista ofensivo entró en la zona desde la línea de fondo y, en el último centímetro del campo, envió un centro a Luis Romo. Disparo de contención dos veces y venció al portero argentino (1-3).

El objetivo de Romo era una sentencia de muerte para los felinos, que ya no pudieron reaccionar y entregaron el balón a sus rivales. Con él, el Nazareno decretó el fin de la reunión y la victoria de los visitantes.

los juego de regreso entre celeste y felino será el Domingo 29 de noviembre a las 6:30 p.m. (Hora de México Central). A partir de ahora, el escenario será el estadio Azteca y la transmisión televisiva será en la red TUDN.

READ  Pon a prueba tus conocimientos sobre el Gran Premio de Brasil

MÁS SOBRE ESTE TEMA

“Se sintió un culichi más”: los pasos de Diego Maradona en México en palabras de su hombre más cercano cuando corría Dorados

Un minuto de aplausos y una final decisiva: el conmovedor recuerdo de los rivales de Diego Maradona en México

‘Vencer a América es una hazaña’: Vucetich celebró el triunfo de Chivas en la ida de cuartos de final

Clásico Nacional: así fue el gol de Chicote Calderón que le dio a Chivas la victoria sobre América

More from Rosario Galindo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *