Lori Loughlin y su esposo, Mossimo Giannulli, serán sentenciados el viernes en un escándalo de admisión a la universidad

Lori Loughlin and husband agree to plead guilty
La sentencia pone fin a la saga de Loughlin, posiblemente el padre con el perfil más alto que admitió haber pagado al autor intelectual del plan, William Rick Singer, $ 500,000 para que sus dos hijas ingresaran a la Universidad del Sur de California.
Loughlin, una estrella de televisión que interpretó a la tía Becky en la comedia “Full House”, y Giannulli, un diseñador de moda, se declaran culpables de los cargos de conspiración, aprovechando lo que Singer llamó su “puerta lateral” a la universidad creando perfiles falsos. para las chicas y haciéndolas pasar por reclutas en el equipo de la tripulación.
Los fiscales federales pidieron formalmente el martes que Loughlin sea sentenciado a dos meses de prisión y Giannulli a cinco meses. Giannulli también enfrenta una multa de $ 250,000 y 250 horas de servicio comunitario, mientras que Loughlin recibiría una multa de $ 150,000 y 100 horas de servicio comunitario. Cada uno recibiría dos años de libertad supervisada.
“Se involucró más frecuentemente con Singer, dirigió los pagos de sobornos a USC y Singer, y personalmente confrontó al consejero de la escuela secundaria de su hija para evitar que se descubriera el plan, mintiendo descaradamente sobre las habilidades atléticas de su hija”, escribió el fiscal federal Andrew Lelling de Massachusetts en el memorando de detención publicado el martes.
“Loughlin asumió un papel menos activo, pero, no obstante, fue plenamente cómplice, alistando ansiosamente a Singer por segunda vez para su hija menor y entrenando a su hija para que no ‘dijera demasiado’ al consejero universitario legítimo de su escuela secundaria, para que no se diera cuenta de su fraude.”

Debido al tipo de acuerdo de culpabilidad que firmaron Loughlin, Giannulli y los fiscales, el juez tendrá muy poco margen de maniobra para desviarse del trato acordado. Está previsto que Giannulli sea sentenciado el viernes a las 11 am y se espera que Loughlin sea sentenciado por la tarde.

“El caso se fue al sur con los fiscales”, dijo el analista legal de CNN Elie Honig, quien hizo referencia a pruebas exculpatorias que, según los abogados defensores de Loughlin, demostraron que ella y Giannulli pensaban que estaban donando a un negocio legítimo. “Esos documentos fueron potencialmente devastadores para el caso de la fiscalía y redujeron enormemente las posibilidades de los fiscales de obtener una condena en el juicio”.
La evidencia salió a la luz en diciembre, cuando los abogados de Loughlin y Giannulli argumentaron que las notas del iPhone del dispositivo móvil de Singer alegan que los agentes del FBI le hablaron agresivamente sobre sus llamadas grabadas con los acusados ​​y alegaron mala conducta en la investigación. También argumentaron que los fiscales no habían entregado estas pruebas con la suficiente rapidez, solo ocho meses antes de un juicio en octubre, y que no tenían tiempo suficiente para prepararse.

La pareja podría haber enfrentado hasta 20 años de prisión

El juez de la Corte de Distrito de Estados Unidos, Nathaniel Gorton, negó una moción para desestimar los cargos y dijo que las pruebas podrían debatirse en el juicio. Gorton también escribió en su decisión que la defensa tuvo suficiente tiempo y que el hecho de no entregar las notas fue “irresponsable” y “equivocado”, no “intencional”, debido a que los fiscales “subestimaron imprudentemente el contexto, la relevancia y la naturaleza exculpatoria potencial de las notas.”

READ  Esto es lo que sucedió cuando el hombre plantó semillas misteriosas de China

Aún así, la evidencia exculpatoria abrió la puerta a un buen trato para Loughlin y Giannulli, dijo Honig.

“Siempre existe el riesgo de ir a juicio. Si hubiera ido a juicio y hubiera sido declarada culpable, habría sido criticada en cuanto a la sentencia”, dijo el analista legal. “Es un trato que creo que tiene sentido en ambos sentidos, pero refleja el hecho de que el caso del fiscal realmente dio un giro inesperado”.

Lori Loughlin y Mossimo Giannulli se declaran culpables de estafa de admisión a la universidad
Hasta ahora, 55 acusados ​​han sido acusados ​​en relación con el escándalo de admisiones a la universidad, y de ellos, 41 se han declarado culpables o acordaron declararse culpables, según la Oficina del Fiscal de los Estados Unidos. De ellos, 28 padres, incluidos Loughlin y Giannulli, inicialmente se declararon inocentes. Veinte padres han sido condenados, mientras que otros 13, incluidos entrenadores, administradores, miembros del grupo de Singer y Mark Riddell, el examinador experto, se han declarado culpables o acordaron declararse culpables.
La actriz Felicity Huffman, la otra madre de alto perfil acusada en el plan delictivo, se declaró culpable y pasó 11 días en la cárcel. Fue liberada en octubre y no ha hablado públicamente sobre el incidente.
Huffman, quien aceptó la responsabilidad desde el principio, fue sentenciada por la jueza del Tribunal de Distrito de los Estados Unidos, Indira Talwani, a quien también se considera más indulgente en su sentencia, según fuentes de la sala.
Los fiscales del escándalo de admisión a la universidad argumentan que los casos contra Lori Loughlin y otros no deberían ser desestimados

Loughlin y Giannulli entraron en lo que se conoce en el sistema federal como una “Declaración C”. La declaración le quita al juez la facultad de desviarse de los términos ya acordados. Si Gorton, conocido por ser duro con la sentencia, acepta la declaración en la corte, lo que se espera que haga, entonces también acepta aceptar la “Declaración C”.

El abogado Robert Fisher, que representó a John Vandemoer, el ex entrenador de vela de Stanford que se declaró culpable de los cargos de conspiración en la estafa de admisión a la universidad, describió a Gorton como severo pero justo.

“Es uno de los condenados más pesados”, dijo Fisher, del bufete de abogados Nixon Peabody.

READ  Nitish Kumar abandona al ministro Shyam Rezak que iba camino a la fiesta de Lalu Yadav

Si Loughlin y Giannulli hubieran ido a juicio y hubieran sido condenados, podrían haber enfrentado hasta 20 años de prisión por el cargo de conspiración, dijeron los fiscales.

“Con sus pautas, podría haber estado mirando mucho más tiempo después del ensayo”, dijo Fisher. “Dos meses será una desviación significativa de las pautas de sentencia originales”.

More from Ambrosio Badillo

El plan de rotación de Seth Lugo de los Mets es un negocio arriesgado

Un buen plan hoy es mejor que un plan perfecto mañana. A...
Read More

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *